Posteado por: mvmspanish | agosto 19, 2012

ESPERAR EN JEHOVÁ – Isaías 40:31

Mas los que esperan en Jehová tendrán nuevas fuerzas, levantarán alas como las águilas, correrán y no se cansarán, caminarán y no se fatigarán. – Isaías 40:31.

Esta escritura nos dice que no importa lo fuerte e independiente que podemos ser, no podemos lograrlo solos. A menudo Dios tiene que llevarnos al lugar donde nosotros tenemos que dejar de intentar, regresar a Él y decir: “Dios, yo no puedo hacerlo por mi cuenta voy a esperar en ti, Señor.” Dios está esperando por esas palabras, pero a menudo no lo decimos hasta que hayamos agotado nuestras propias ideas, sin resultados. Tenemos que aprender a no ser impaciente, pero esperar en Jehová, porque es sólo en esperar que encontremos las promesas de Dios.

Cuanto más tiempo vive un verdadero creyente, más se da cuenta de que todo está en las manos de Dios. Cuando una persona es joven, ya sea en edad o en su caminar cristiano, son más proclives a tratar de resolver todo dentro de su propia capacidad. Entonces, después de muchos años de pruebas y problemas, empiezan a echar un vistazo de lo que realmente significa vivir por fe y confiar en Dios. 

  • Esperar en el Señor requiere la verdadera fe, y aquellos que confían en Él tendrán nuevas fuerzas.
  • Esperar en el Señor requiere a veces pasar por el fuego y seguir confiando que Dios nos llevará a través de esas dificultades y luego levantaremos alas como las águilas.
  • Esperar en el Señor requiere tener confianza en lo que esperamos y saber que Dios cuidará de nosotros. Y luego correremos y no nos cansaremos, caminaremos y no nos fatigaremos.

Al igual que aguiluchos, en su nido, no pueden hacer nada sino esperar hasta que el águila madre regresa a su nido para llevar los alimentos necesarios bebida, o cualquier otra cosa que es necesaria para mantener sus pichones vivos, tenemos que permanecer en el “nido” y confiar que Dios nos traerá lo que necesitamos, y luego debemos aceptar lo que viene porque sabemos que es para nuestro propio bien.

Es difícil alzar o subir más arriba, si tratamos de ir antes de nuestro tiempo. Ese período de espera en Dios es una necesidad. Siempre es mejor para elevarse bajo la sombra del Omnipotente, cuando Él nos cubre con sus plumas debajo de Sus alas, mientras confiamos en Él.

La razón por la que muchos cristianos no pasan las pruebas de fuego de su fe, es que muchos están en bancarrota espiritual. Cuando vienen las pruebas, no hay fe y confianza en Dios para sacar fuerzas de porque: 

  • No hemos pasado tiempo orando.
  • No hemos pasado tiempo estudiando.
  • No hemos ayunado.
  • Y no hemos esperado en el Señor.

Observe lo que sucede cuando esperamos en el Señor. Dios dice que Él renueva nuestra fuerza. Vamos a empezar a volar como el águila. Nosotros correremos y no nos cansaremos. Caminaremos y no nos fatigaremos.

Las Escrituras nos dicen que el Señor como el águila que excita su nidada, revoloteando sobre sus pollos, así extendió sus alas, lo tomó, y lo llevó sobre sus plumas. (Deuteronomio 32:11)

Al igual que el águila madre no se olvida a volver a su nido, Jesús tampoco nos olvida. Como el águila madre está siempre recolectando y preparando de una manera para sus pequeños aguiluchos, de la misma manera Jesús, el Buen Pastor está cuidando de Su rebaño.

Tenemos que esperar en el Señor y poner nuestra fe y confianza en Él y Él va a permitir que nuestro espíritu se eleve por encima de este mundo. Él levantará nuestro espíritu en alas de águila y nos fortaleceremos para lo que nos espera. Solamente esperando pacientemente y poniendo nuestro fe en Dios y confiando en Él completamente tendremos nuestras fuerzas renovadas.

Dios tiene todo bajo control. Como un hijo del Dios Altísimo, debemos mirar al cielo, porque nuestro Padre ve nuestra necesidad y ¡nuestra respuesta ya está en camino! Al igual que el ángel le dijo a Daniel: “Desde el primer día que dispusiste tu corazón a entender y a humillarte en la presencia de tu Dios, fueron oídas tus palabras; y a causa de tus palabras yo he venido.” (Daniel 10:12)

“En Dios solamente reposa mi alma, porque de Él viene mi esperanza.”. (Salmo 62:5)

 


Responses

  1. Gracias por su apresiacion de la palabra es grandioso.magnifico y muy confortante.DTB

    • Gracias Yosmanny, todo es para la honor y gloria de nuestro Señor. Bendiciones

  2. Dios bendiga vuestro ministerio… hoy he sido bendecida con este devocional…

  3. Gracias señor

  4. Muy edificante estas palabras con verdades eternas. Dios les bendiga y les siga fortaleciendo para seguir expandiendo el Reino con mensajes como estos.
    Su hermano Cesar Murrain. República Dominicana

  5. Excelentes.


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: